Isabella González
Agencia Reforma

CANCÚN, Quintana Roo.-La Comisión Universitaria para la Atención de la Emergencia del Coronavirus de la UNAM urgió a la población mexicana a mantener el confinamiento voluntario cuando menos dos semanas más.

Ante la conclusión de la Jornada Nacional de Sana Distancia este lunes 1 de junio, los expertos afirmaron que no se deben relajar las medidas como el lavado de manos, el estornudo de etiqueta, el confinamiento voluntario, el distanciamiento social y el uso de cubrebocas.

“Entramos en una nueva etapa a la que se tienen que extremar precauciones pues cada quien es responsable de sí mismo, pero también debemos cuidar a los demás”, afirmó Samuel Ponce de León, coordinador del Programa Universitario de Investigación en Salud (PUIS) y de la Comisión.

En un videomensaje, Mauricio Rodríguez, vocero de la misma Comisión, destacó que todavía la pandemia está en una fase creciente, en la que se debe evitar la saturación hospitalaria extremando cuidados y permaneciendo en casa, en especial al sentirse enfermos.

“Es importante que quienes se reincorporen al trabajo cumplan con medidas específicas de higiene, como usar cubrebocas y la careta de acrílico, así como recordar que la vigilancia y la atención son individuales”, aseveró.

Los integrantes de la Comisión dieron a conocer que ante el término de la Jornada Nacional de Sana Distancia y el inicio de la “nueva normalidad”, la UNAM afirma que el riesgo de contagios sigue latente pues la epidemia continúa desarrollándose de forma creciente en prácticamente todo el País.

Para la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), a pesar de que se ha habilitado un número mayor de camas la saturación de los hospitales es un riesgo real que debe considerarse en todo momento y evitarse al máximo.

Los expertos pidieron a los mexicanos que mantengan el confinamiento voluntario y salir cuando sea estrictamente necesario.

En caso de salir a la vía pública, llamaron a utilizar en todo momento un cubrebocas que tape nariz y boca, y cuando se esté en sitios concurridos, colocarse una careta de acrílico que cubra todo el rostro.

Los Gobiernos de todos los niveles, consideraron, tienen que apoyar a la población para poder contar con este tipo de equipo de protección.

La Comisión Universitaria expuso que es importante que se establezcan protocolos que garanticen la seguridad de todos los usuarios y de quienes ahí trabajen en las áreas de trabajos esenciales que estén funcionando de manera regular.

El seguimiento de la evolución de la epidemia a nivel nacional y local, añadieron, será determinante para implementar las acciones específicas de reapertura gradual en las próximas semanas.