Llama Obispo a «celebrar con conciencia» a San Marcos

Durante la Misa de Gallo, en la víspera de la festividad de San Marcos, Santo Patrón de la Feria Nacional de San Marcos, el obispo Juan Espinoza Jiménez reflexionó sobre la dualidad de la verbena. Destacó la belleza de la participación multitudinaria y el júbilo que impregna las calles, pero advirtió sobre los excesos y abusos que pueden empañar la festividad.
Remontándose a los orígenes de la feria, el prelado recordó que esta tradición se inició en 1828. Inicialmente se celebraba entre octubre y noviembre para comercializar productos agrícolas y ganaderos. Con el tiempo, la festividad se trasladó a abril, coincidiendo con las celebraciones en honor a San Marcos en el antiguo pueblo de indios.

En presencia de la gobernadora Tere Jiménez, el Pastor de la Diócesis habló sobre las virtudes de la feria y los retos que enfrenta. Aunque es un momento de alegría y celebración, también se observan excesos que afectan la dignidad y la conciencia de las personas. Hizo un llamado a reflexionar sobre el verdadero significado de la festividad y la importancia de resistir las tentaciones.
Durante la homilía, monseñor Espinoza Jiménez mencionó que el evangelista San Marcos, cuya festividad se celebra el 25 de abril, fue recordado como un apóstol cuya casa en Jerusalén fue un centro de reunión para los primeros cristianos. El evangelio que lleva su nombre resalta la humildad y el servicio de Jesús, así como su martirio en Alejandría, Egipto.


El obispo invitó a la comunidad a reflexionar sobre la importancia del encuentro personal con Cristo como fuente de renovación y transformación, instándoles a mantener una vida de oración, conocimiento de la Palabra de Dios, participación en la Eucaristía y amor fraternal.
Finalmente, el Obispo concluyó con una oración para que la feria se desarrolle en paz, promoviendo la convivencia sana y contribuyendo al bienestar de las familias, e invocó la intercesión de San Marcos para que guíe el camino hacia la paz y la armonía en la comunidad.