Víctor Fuentes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Aeroméxico impugnó ante un juez la reducción de 61 a 49 operaciones por hora en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) para la temporada de invierno, misma que fue ordenada tras la apertura del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA).
La disposición implicaría que las aerolíneas operaran más vuelos, pero sólo desde al AIFA, donde hasta ahora tienen en promedio 12 vuelos al día.
El gobierno federal presiona para llevar más vuelos a la nueva terminal aérea, ya que además de sacar del AICM los vuelos de carga y vuelos chárter, se planteó a las aerolíneas abrir nuevas rutas comerciales desde el AIFA. Estas nuevas rutas, sin embargo, no sustituyen a las que operan desde el AICM, sino que son adicionales.
En 2013, Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano (SENEAM) determinó un tope de 61 operaciones por hora para garantizar la operación segura y eficiente del AICM.
Pero en un nuevo dictamen, fechado el pasado 29 de abril, estableció que en condiciones óptimas, el máximo de operaciones por hora debe ser de 25 llegadas y 24 salidas, una reducción del 20 por ciento.
Aeroméxico también impugnó la Declaratoria de Saturación de las dos terminales del AICM, publicada por la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC) el 3 de marzo, 18 días antes de la inauguración del AIFA.
Ramón Lozano Bernal, juez Tercero de Distrito Especializado en Competencia Económica, admitió el lunes pasado la demanda de amparo de la aerolínea, que si bien no pidió suspender el nuevo tope a las operaciones mientras se desarrolla el proceso, sí podría lograr que las medidas no le sean aplicables si obtiene la sentencia favorable.
Aunque el proceso tomará varios meses, su desenlace también podría forzar al SENEAM a realizar de nuevo su dictamen de capacidad del AICM.
Aeroméxico argumentó que los actos de la AFAC violan derechos Constitucionales de trato igualitario, legalidad, libertad de trabajo y libre competencia económica, así como tratados internacionales.
La AFAC envió su oficio de notificación a las aerolíneas el 12 de mayo, solo dos días después de una reunión en la Secretaria de Gobernación, en la que se llegó a acuerdos para reducir la saturación del AICM, luego de que dos aviones de Volaris estuvieron cerca de chocar entre ellos.

¡Participa con tu opinión!