La vida escolar no será la misma con el regreso a clases, “estamos conscientes de que el lunes no vamos a regresar al 2020, pero tenemos que dar el primer paso, hacia nuestras actividades educativas, independientemente de que todavía tengamos pandemia”.

Así lo expresó el gobernador Martín Orozco Sandoval, entrevistado durante el recorrido de supervisión de la sanitización de escuelas públicas en la parte oriente de la ciudad, para aseverar que no se puede esperar a que desaparezca la pandemia.

Refirió que el tema del alcohol en gel y el agua potable son indispensables para el regreso a clases, y es en lo que se tendrá especial esmero, que haya esos insumos en los planteles educativos.

Las clases presenciales en la mayoría de las escuelas comenzarán el lunes próximo, en tanto que en las poco más de 350 que serán casillas electorales, será el miércoles 9 de junio, y en todos los casos será voluntario el regreso por parte de los padres de familia que acepten enviar a sus hijos, y para el caso de los maestros, habrá flexibilidad en algunos casos que enfrenten situaciones personales, pero será siempre y cuando haya voluntad de su parte.

En tanto se lleva a cabo la sanitización de los planteles que están en condiciones y el mantenimiento en aquellos en que se requiere, comentó que se ha tomado en cuenta a muchas escuelas que sufrieron vandalismo, aunque es un tema que está siendo resuelto por el Instituto de Educación de Aguascalientes, que comprueba lo que hace falta en cada plantel, “ estoy preocupado por los baños y el agua”, que es un tema que se debe solucionar, y donde sea necesario entregar tinacos se hará, o se llevará agua a través de pipas del Inagua, con la intención de que el lunes todo esté corregido.

Para la rehabilitación de las escuelas no se tiene estimado cuánto se invertirá, pero el hecho es que la pandemia ha obligado a buscar recursos extraordinarios de distintos rubros, “ya haremos los ajustes al final del fondo de estabilización, que es el tema de la disciplina financiera que ha tenido este sexenio. Siempre que tenga algo de recurso con los ahorros y la buena recaudación, y ya de ahí se distribuye a las necesidades y emergencias que hemos tenido y mucho más”.