Ven con optimismo los ingenieros civiles que comience la reactivación y la recuperación del sector de la construcción con el inicio de la “Nueva Normalidad” en la entidad, así lo estableció el presidente del Colegio en el Estado, José Francisco Díaz de León, quien reiteró que reforzarán las medidas de protección sanitaria para adaptarse a las nuevas necesidades del sector.
El representante de los ingenieros civiles estableció que luego de poco más de dos meses en que estuvo detenida la actividad para este gremio, ven con esperanza el panorama de que las cosas van a continuar, aunque con situaciones diferentes en cuanto a la convivencia y en la forma de hacer las cosas ante la “Nueva Normalidad”.
Reconoció que en el caso de la rama de la construcción se tiene que modificar la forma de trabajar, que, aunque es muy difícil, en la convivencia diaria y en el trabajo deberá haber un constante lavado de manos, el uso del cubrebocas y respetar la sana distancia. “Por muy sucio que sea el trabajo de la obra, pues habrá que tener la higiene que ahí mismo se nos exija, tendremos que ser muy respetuosos porque este tema del COVID llegó para quedarse”.
Indicó que a pesar de la contingencia, los ingenieros civiles siguen trabajando y aunque la construcción se frenó un poco sobre todo en la rama particular, se siguen generando las opciones de trabajo en este sector, por lo que esperan que esto se reactive ya de manera normal en cuanto a los permisos, por lo que están a la espera de las indicaciones de la autoridad correspondiente.
En el caso de la Obra Pública, Díaz de León resaltó el hecho de que tanto el gobernador Martín Orozco y la alcaldesa de Aguascalientes, Tere Jiménez, han estado reactivando algunas obras para que permeen más en lo que es el gremio de la construcción y en los servicios profesionales y se detone la economía.