Sigue el sueño de Necaxa intacto en la Sub-17 buscando un título que sería la gloria luego de un semestre oscuro en todos los sentidos. Los Rayitos dirigidos por Jesse Palacios lograron imponerse por marcador global de 4-3 a los Pumas avanzando a la ronda de semifinales a un paso de poder disputar un título. El equipo con el ánimo a tope ya conoce los días y horarios en los que tendrán que medirse al Toluca una de las sorpresas de los cuartos de final ya que los mexiquenses eliminaron al sublíder Chivas con global de 5-4 aprovechando una gran ventaja en la ida que complementaron en tierras jaliscienses.
La ida de las semifinales se jugará mañana a las 11:30 de la mañana en Metepec con los Diablos fungiendo como locales mientras que la vuelta será el próximo sábado al mediodía en las instalaciones de Casa Club Necaxa. Los Rayitos ultiman detalles para mañana mismo por la tarde o noche viajar al Estado de México con la ilusión de sacar un buen resultado como visitantes que les permita manejar la vuelta sin tantas complicaciones. Toluca será un rival complicado ya que viene de anotarle cinco goles a Chivas, si Necaxa quiere seguir con las chances de levantar un campeonato de fuerzas básicas tendrán que poner atención especial en la defensa y anotar por lo menos un gol de visitante al ser el primer criterio de desempate.
Este equipo se ha coronado ya como la mejor versión de los Rayos Sub-17 al menos en torneo regular ya que cosecharon 31 unidades superando lo realizado en el Clausura 2018 cuando se hicieron 29 puntos. También empataron la mejor marca tanto a la ofensiva como a la defensiva mostrando que están para grandes cosas y soñar con un título. La otra semifinal se juega entre Atlas y Puebla de donde saldrá el rival que enfrente Necaxa en dado caso de avanzar a la gran final.