Natalia Vitela
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante la detección de cuatro casos de hepatitis infantil aguda de causa desconocida en Nuevo León, y un caso sospechoso en Tamaulipas, expertos advirtieron que podría tratarse de una secuela de la pandemia de Covid-19, por lo que urgieron a vacunar a los menores de 12 años.
Gerardo López, miembro de la Academia Mexicana de Pediatría, explicó que aún se desconoce el agente que provoca esta enfermedad que ha causado alarma en el mundo; sin embargo, dijo, se le ha asociado con el coronavirus.
«El hecho de no vacunar a los pequeños los pone en riesgo de Covid-19 y de cualquier otro tipo de situaciones. No sabemos si al darles Covid les vaya a afectar el hígado y sabemos que Covid afecta el hígado», advirtió.
«No sé quién está diciendo que Covid ya desapareció; no lo sabemos, y puede ser ésta una secuela de la pandemia de Covid».
El experto indicó que esta hepatitis también se ha asociado con un adenovirus, pero la situación de alarma, reiteró, es que se desconoce el agente agresor.
Además, dijo, hasta un 12 por ciento de los casos detectados ha desarrollado falla hepática y ha requerido un trasplante e incluso ha habido fallecimientos.
En México, advirtió, acceder a un trasplante de hígado es una gran problemática y sólo instituciones como el Hospital Infantil de México podrían hacer frente.
Indicó que antes de la pandemia había una lista de espera de más de 12 mil personas.
Para el experto, es necesario mantener las medidas de precaución implementadas por Covid-19, especialmente las higiénicas.
«Es necesario extremar las medidas preventivas; las de higiene son las más importantes», agregó.
«Hay que mantener esto como en la epidemia de Covid».
Hasta el martes, la Organización Mundial de la Salud (OMS) registraba 348 casos a nivel internacional de esta nueva variante de hepatitis, que afecta especialmente a niños y ha llegado a provocar insuficiencia hepática y trasplantes.
Se han notificado casos en Reino Unido, España, Israel, Estados Unidos, Dinamarca, Irlanda, Países Bajos, Italia, Noruega, Francia, Rumania, Bélgica.

NO ES COTIDIANO
Roberto Vázquez Campuzano, académico de la Facultad de Medicina de la UNAM, afirmó que la hepatitis en niños regularmente es un evento raro, que no ocurre con frecuencia, por lo que este nuevo brote está llamando la atención.
«No es algo que se produzca de manera habitual», señaló.
«Es importante que los papás y mamás estén atentos: si los niños tienen diarrea, vómito o un tono amarillo en la piel o en los ojos. En esos casos hay que buscar atención médica».
En el caso de los infantes, agregó, la mayoría de las hepatitis son producidas por el virus de la hepatitis A, que en nuestro País es común y la principal causa que ataca a menores de cinco años; su prevalencia es alta, del 70 por ciento.

¡Participa con tu opinión!