La terapia de pareja será el eje rector del Instituto Municipal de Salud Mental, informó su director, Héctor Grijalva Tamayo.
Según el especialista, la violencia es la conducta más recurrente entre las parejas de la capital, ya que “se acostumbran a hacer un manejo violento de la familia en el que la educación es a base de castigos, regaños e imposición”, comentó.
Otro de los factores que ha contribuido a la crisis en las familias capitalinas es el hecho de que las madres se han ido incorporando en mayor medida a las áreas laborales, lo cual ha generado alteraciones en la dinámica familiar; “a veces no hay quien atienda a los menores porque ambos padres trabajan”, explicó Grijalva, quien aseguró que también existen casos en los que los varones dejan de trabajar al ver que sus esposas tienen más ingresos, pero no ejercen la paternidad de manera adecuada.
“Otra de nuestras grandes realidades son las familias desestructuradas, donde el marido trabaja en Estados Unidos y aunque mande dinero, no ve a sus hijos y les falta la figura masculina”, agregó.
El director del IMASAM resaltó que una mala relación conyugal tiene graves repercusiones en la conducta de los menores, por eso la terapia de pareja será el eje rector del proyecto.
Por otro lado, recordó que el suicido es multicausal y se trata de una problemática social mundial que cada vez se hace más compleja; sin embargo, para prevenirlo se debe mejorar el enfoque que tenga cada persona sobre su vida.