Con la reformación de la Ley de Aviación Civil aprobada por la Comisión de Transportes de la Cámara de Diputados todas las aerolíneas del país están obligadas a brindar los siguientes derechos:

  • Las concesionarias están obligadas a presentar desde el primer momento el costo total, impuestos incluidos. Esto evitará los llamados “Cargos sorpresas”.
  • Los cargos de indemnización se duplican por la pérdida o daño de maletas por lo que se pagarán hasta 11 mil pesos.
  • En caso de retraso de la hora de salida de vuelo, el pasajero será indemnizado con descuentos para próximos viajes al destino contratado o en alimentos y bebidas.
  • En caso de demoras mayores a cuatro horas, se pagará el cien por ciento de su boleto y 25 por ciento más.
  • Los niños menores de 2 años podrán viajar gratis, no se les cobrará expedir su boleto o documentar su carriola.
  • Todos los pasajeros podrán llevar una maleta de 25 kilogramos sin costo adicional.
  • Se permite llevar dos piezas de mano de 57x40x33 centímetros.
  • Ya no se permitirá que la concesionaria realice cargos que pretendan condicionar la adquisición del boleto o la contratación obligatoria de servicios adicionales.
  • En caso de cancelaciones, si es por responsabilidad del concesionario:
    Opción de que se le reintegre el precio del boleto, que se le ofrezca transporte sustituto inmediato y llamadas telefónicas.
    El pasajero será indemnizado con no menos del 25 por ciento del precio del boleto.
    Se deberá proporcionar alimentos y alojamiento en el hotel del aeropuerto o de la ciudad cuando se requiera pernocta.
    Se podrá solicitar devolución del boleto en caso de que el pasajero decida no efectuar su viaje y avisando a la aerolínea en un lapso menor de 24 horas después de la compra del boleto.
    Estos, entre otros, son algunos de los derechos que ya se deben aplicar en las aerolíneas mexicanas. El transporte aéreo mexicano sufrió un cambio para un mejor servicio, uno más humano. Dando mayores beneficios a adultos mayores, niños y mujeres. El derecho del viajero en los aviones ahora da una nueva perspectiva de consumo en el avión.