CDMX. – «¡No ha habido justicia y probablemente nunca la habrá!», aseveró Britney Spears después de que se diera a conocer que deberá pagarle 2 millones de dólares a su padre, James Spears, para pagar sus facturas legales.
La cantante compartió en su cuenta de Instagram que tiene que recibir acupuntura el resto de su vida debido a «daños nerviosos» en su espalda que le habrían provocado sus familiares.
«¡Si la gente supiera cómo he tenido que arrastrarme hasta mi propia puerta una vez! ¡Mi familia me lastimó! ¡Las personas que se sentaron y no hicieron absolutamente nada cuando hicieron eso durante cuatro meses la pasan sin problemas!
«La forma en que siempre me educaron fue la de enseñarme la formativa del bien y el mal, pero las dos personas que me criaron con ese método ¡me hicieron daño! ¡Soy tan afortunado de estar aquí! ¡Es gracioso porque hasta el día de hoy no les he dicho cara a cara!», reveló la hija de James y Lynne Spears.
El 12 de noviembre de 2021 finalizó la disputa legal que la cantante, de 42 años, sostuvo con su padre sobre la tutela a la cual la cantante estuvo sometida por 13 años y de la que la liberaron. Sin embargo, el viernes se informó que Spears deberá pagarle a su padre, Jamie, los costos legales del juicio que ganó por su tutela, según TMZ.