En el Hospital General de Calvillo, el gobernador Martín Orozco Sandoval dio por iniciadas las obras de ampliación de la Unidad de Cuidados Intensivos y Hospitalización para recién nacidos –en la que se invertirán 6.6 mdp- e inauguró la renovada Unidad de Rayos X, cuya remodelación implicó una inversión de 700 mil pesos. En este acto, el mandatario adelantó que se adecuarán cinco salas de Rayos X en hospitales del estado con el fin de mejorar la atención a los pobladores.

En su discurso, Orozco Sandoval aseguró que para su administración el tema de la salud es prioritario. Tan es así que la dependencia estatal de salud es la segunda en recibir mayores recursos, con una cifra cercana a los 4 mil 500 mdp anuales. “Entre el ámbito educativo y de salud, se destina la mitad del total del presupuesto estatal al año”, detalló.

El gobernador del Estado aprovechó la ocasión para llamar nuevamente al Gobierno Federal “para que no castigue más al sector salud”, y dijo que seguirán las gestiones para acrecentar la bolsa que permitirá mejorar los servicios públicos de medicina. Orozco Sandoval estuvo acompañado por el secretario de Salud, Miguel Ángel Piza Jiménez, y funcionarios del Municipio de Calvillo.