Padres de familia llevan la principal responsabilidad en la formación de las niñas y niños, frente al nuevo plan de estudios del nivel de educación básica 2022-2023 de la Secretaría de Educación Púbica que iniciará pilotaje en 30 escuelas del estado en octubre próximo, enfatizó Juan Carlos Soledad Pérez, ex dirigente local de la Unión Social de Empresarios de México (USEM).
Cuestionado sobre los tópicos de sexualidad, igualdad de género, así como conciencia histórica que se contemplan dentro del proyecto del nuevo plan de estudios, señaló que la sociedad siempre deberá acompañar la educación de hijas e hijos, en colaboración con el personal educativo.
Advirtió que en la USEM no cabe una postura en contra de todo en las políticas educativas, sino en la idea de afrontar retos y observar puntos de mejora siempre que se mantenga el acompañamiento de papás y mamás en el proceso de la formación de nuestros hijos.
Ratificó la postura de esta agrupación por vigilar y exigir a las autoridades educativas que las acciones emprendidas en la enseñanza de los contenidos ofrecidos a la niñez y juventud se apeguen a los valores universales como un trabajo que beneficie de forma adecuada a las y los estudiantes.
El modelo de la enseñanza de la Historia tiene dos bases sólidas sobre las que sería necesario no desviarse en el sentido de una primera etapa de civilizaciones originarias, y la segunda etapa del mestizaje, en las que se concentran en dos raíces los valores de nuestro país y tienen un gran significado para la identidad de nuestra sociedad, abundó.