El día de ayer se disputó de nueva cuenta el clásico de Italia entre la Juventus y el Inter de Milán, partido correspondiente a la vuelta de las semifinales de la Copa Italia, dejando un amargo sabor de boca al terminar con un marcador de 0-0, el cual le bastó a la Juventus para acceder a la final.
La Copa Italia entró a su fase final en esta edición 2020-2021, la semana pasada se disputaron los juegos de ida en las dos series restantes, destacando la rivalidad entre Juventus e Inter de Milán, reconocido por ser el derbi de Italia.
Después de un triunfo de 1-2 por parte de la Juventus en la ciudad de Milán, las cebras lograron tener un pie y medio en la final, pero ayer en su casa tuvieron que defender ese boleto a toda costa, y a pesar de haber generado algunas jugadas en ataque, su gran defensa les otorgó esta victoria en el global.
En la primera parte el Inter de Milán estuvo bastante insistente en el arco rival, Lautaro llegó a tener un par de disparos desviados dentro del área, Lukaku fue bien marcado por la central de la Juventus y Brozovic llegó a tener la más clara con un disparo potente en la media luna, el cual pasó rosando el poste.
Para la segunda parte el Inter bajó un poco su intensidad en ataque pero no dejaron de tocar la puerta rival, ocasionando un par de contragolpes de Cristiano Ronaldo, quien pudo aumentar la ventaja de la Juventus con dos jugadas individuales bastante buenas, pero debido a sus disparos al arquero, el marcador se quedó en ceros.
La Juventus estará jugando el próximo 19 de mayo su sexta final en los últimos siete años; y esta tarde los equipos de Atalanta y Napoli tratarán de convertirse en el segundo finalista, recordando que la ida terminó 0-0 en Nápoles. Los napolitanos quieren repetir la final del 2020 en donde derrotaron a la Juventus, pero la Vecchia Signora tratará de sumar su copa número 14 en la historia.