Antonio Baranda
Agencia Reforma

Cd. de México, México.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador justificó la entrega del control de todas las aduanas del País a los militares, al asegurar que había quienes «hacían su agosto».

El Mandatario federal afirmó que hay resistencias en contra de esa decisión pues hay detrás años de prácticas corruptas.

«Está más que demostrado que hacían su agosto y dominaba, imperaba la corrupción, no estoy hablando que todos los servidores públicos sean corruptos, hay gente honesta, pero sí hay estas reacciones».

El Jefe del Ejecutivo señaló que no estaba dispuesto a dejar las aduanas en manos de los Gobernadores.

«Ya no, los actuales no, pero antes era ‘estas me corresponden a mi y yo voy a proponer’, y los sistemas de vigilancia. Había un contrato de cámaras porque era una robadera completa, hacían la faramalla que con sistemas modernos de detectaba el robo y había que comprar drones y cámaras, lo que pasaba con el huachicol, robaban en eso, por lo general esos equipos ahí quedaban, echándose a perder porque no les interesaba».

«Era el moche por la compra de los equipos, pero además, si se instalaban los equipos, se subcontrataba o subrogaba el servicio a una empresa que manejaba las cámaras», criticó.

El pasado 21 de diciembre, al reformar el Reglamento de la ANA, López Obrador había dejado a la Secretaría de la Defensa Nacional la coordinación de las 21 aduanas fronterizas y la del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA), a la Secretaría de Marina la puso a cargo de las 17 aduanas marítimas y la del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), y a la ANA le dejó coordinar las nueve restantes.

Desde ayer, el Ejército coordina las aduanas de Guadalajara, Monterrey, Querétaro, Toluca, Torreón, Chihuahua, Aguascalientes, Puebla y Guanajuato.

En conferencia desde Palacio Nacional, el tabasqueño acusó campaña de ataques por la crisis en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).

Aseguró que hay quienes culpan a su Gobierno por los problemas en el AICM porque no pudieron atracar.

«Ahora parece como que hay oposiciones, resistencias, boicot en el Aeropuerto de la Ciudad de México y me están echando la culpa a mi del tiempo que tardan los pasajeros, por los cambios que se están llevando a cabo y viene de arriba, tiene que ver con la molestia que todavía no digieren, superan, de que no pudieron atracar con el nuevo Aeropuerto de Texcoco.

«Y cómo era muchísimo dinero, era un asalto, un robo de mas de 20 mil millones de pesos, se quedaron molestísimos, ellos, sus voceros, achichincles y seguidores del conservadurismo, entonces quieren que nos salgan más las cosas y en el aeropuerto, tengo información, que hay una campaña echándonos la culpa que si hay saturación, si no se atiende pronto a los pasajeros, si de le mantiene una hora, dos horas, es culpa del Gobierno».

¡Participa con tu opinión!