Ardua jornada electoral fue la que se vivió ayer en Aguascalientes, como en el resto del país, en la que, en lo local, se distinguió por la participación de los electores, incluso en un nivel que, si bien se deseó, no se esperaba, pero se logró por encima del 50%, aunque, hasta anoche, todavía faltaba definir la participación total.

A las 7:45 de la mañana, de manera simultánea, comenzaron las sesiones extraordinarias del Consejo Local del Instituto Nacional Electoral y del Instituto Estatal Electoral de Aguascalientes, en la que anunciaban el inicio de la jornada de votación y, con esto, el arranque de la apertura de casillas, mismas que fueron abiertas paulatinamente y fue hasta las 11:03 de la mañana cuando se declaró la totalidad de ellas en funciones.

Las ruedas de prensa, anunciando parabienes para sus candidatos, se dieron en el transcurso del día, por parte de los partidos políticos que advertían cierta ventaja electoral; las últimas fueron pasadas las 18:00 horas, en las que tanto el PAN como MORENA cantaban que iban adelante en las encuestas de salida, pero optarían por declararse triunfadores hasta que el PREP mostrara resultados de ventaja notable.

En ambos casos, se dijo que respetarían el resultado de la elección, siempre y cuando la jornada en general se hubiera dado sin vicios o actos ilegales; al menos, eso fue lo dicho por Arturo Ávila, de MORENA, en tanto que, por parte de Leonardo Montañez, se mostraba éste confiado en que, con la participación de la ciudadanía, podría ganar holgadamente.

En el transcurso del día, las incidencias también se hicieron notar y dieron trabajo a las instancias de seguridad, que, coordinadamente, trabajaron para hacer las detenciones pertinentes o, bien, disuadir cualquier hecho que pudiera alterar la tranquilidad social.

Cerca del mediodía, jóvenes traviesos lanzaron una supuesta bomba molotov en un lugar cercano a la casilla instalada en Norias de Paso Hondo, al oriente de la ciudad, aunque no pasó a mayores.

En la casilla especial instalada en la Central Camionera, se acabaron temprano las boletas de votación y también allí reportaron que había personas que pretendían votar, aunque no les correspondía, pues se detectó que eran originarias del Estado de México –lo mismo se detectó en la que estuvo en la Central de Bomberos–, pero no se les permitió votar porque no correspondían a esta circunscripción, de modo que, molestos, se tuvieron que retirar.

Al final de la jornada, se recordó el llamado del vocal ejecutivo del INE, Ignacio Ruelas Olvera, quien sugirió que lo conveniente en una jornada como ésta es que el que gane, lo haga con  suficiente holgura para que no deje dudas, pero, para el que pierda, la recomendación es que lo reconozca con dignidad democrática.