El Gobierno de Estados Unidos mantiene abiertas investigaciones criminales contra el ex Gobernador de Aguascalientes Luis Armando Reynoso Femat y su hijo.
Lo anterior declararon agentes de la agencia antidrogas DEA y del Servicio de Impuestos de Estados Unidos (IRS), durante el juicio civil en que el Gobierno de ese país busca decomisar siete inmuebles comprados por Luis Reynoso López en San Antonio supuestamente con dinero desviado del erario.
Dicho juicio inició en 2014, y hasta ahora no se han presentado cargos penales contra los Reynoso, que litigan intensamente para tratar de recuperar las propiedades.
Si bien la fiscal que lleva el juicio civil aseguró al abogado de Reynoso López que no había investigaciones penales contra su cliente, los agentes declararon lo contrario en junio pasado.
–«¿Está diciendo que Luis Reynoso Femat, ex Gobernador de Aguascalientes, es objeto de una investigación criminal, pero que su hijo Luis Reynoso López no lo es?», preguntó la defensa al agente Luis Reyna del IRS.
–Los dos son blanco (de investigación)
«¿De una investigación criminal vigente?»
–Sí.
James Phillips, agente de la DEA, ratificó por su parte que «tiene abierta una investigación» contra Reynoso López.
En México, el Tribunal Superior de Justicia de Aguascalientes confirmó el pasado 15 de junio una condena de seis años de cárcel y pago de 13.8 millones de pesos contra Reynoso Femat por peculado.
El pasado 21 de agosto, autoridades de Aguascalientes entregaron en la Embajada de Estados Unidos en México copia de la sentencia contra Reynoso Femat, para reforzar el juicio de decomiso de sus propiedades en San Antonio.
La fiscalía informó esta semana a la Corte para el Distrito Oeste de Texas que realizará una «traducción expedita» de los documentos legales mexicanos.
Los abogados de Reynoso López buscan que se deseche la demanda civil, alegando mala fe de la fiscal Mary Nelda Valadez.
Lo anterior, ya que Reynoso López aceptó presentar declaración en este juicio el 27 de junio, luego de recibir garantías verbales de que no había investigaciones criminales pendientes en su contra, amén que Valadez hizo la misma afirmación en una audiencia del pasado primero de junio ante el juez Henry Bemporad.
Pero los agentes investigadores, que en general contestaron con evasivas al interrogatorio de los abogados de Reynoso, fueron categóricos al afirmar que siguen sus investigaciones.
«Tengo un caso abierto en la DEA, cuando abrimos un caso en la DEA, sigue abierto hasta que que termina, así que no hemos terminado con este caso. Así que tengo una investigación aún abierta sobre su cliente», dijo el agente Phillips.