Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El ex Alcalde de Huixquilucan, actual diputado local y candidato del PAN al Senado, Enrique Vargas del Villar, está bajo investigación por recibir 2.6 millones de pesos en «moches» por otorgar 12 contratos de recolección de basura.
El dinero lo recibió a través de una triangulación en la que una empresa y una persona física beneficiadas con los contratos transfirieron parte de los recursos obtenidos a otra compañía que, a su vez, pagó al aspirante blanquiazul.
El «moche» también salpicó a Pablo Fernández de Cevallos González, ex Secretario del Ayuntamiento, quien recibió 1.9 millones de pesos, y a Julio César Zepeda Montoya, director General de Servicios Públicos y Urbanos, quien obtuvo 2.3 millones de pesos.
Conforme distintos documentos que son parte de la indagatoria administrativa, durante las gestiones de Vargas (2016-2021) y de su esposa Romina Contreras (de 2022 a la fecha), el Ayuntamiento de Huixquilucan ha firmado 12 contratos por un total de 193 millones de pesos con Grupo Contadero y Pablo Granada Tinajero para la recolección de basura en el municipio.
Del dinero que recibieron Grupo Contadero y Granada Tinajero, le transfirieron 8 millones 816 mil pesos a Productions JEF, una empresa que a su vez repartió 7 millones entre Vargas y sus dos colaboradores.
Los recursos recibidos por Productions JEF en 2021 y 2022 provienen únicamente de los dos proveedores del Ayuntamiento.
En ese mismo lapso, Vargas y sus subordinados fueron los destinatarios de casi el 90 por ciento de los montos recibidos por la empresa.
Productions JEF fue creada en 2005 por José Luis Exiga Falcón, contador personal de Vargas, y desde 2021 fue utilizada para hacer la triangulación de los recursos.
Fernández de Cevallos González es el secretario técnico del Grupo Parlamentario del PAN en el Congreso del Estado de México que es presidido por Vargas y, además, funge como administrador único de JEF desde abril de 2021.
Zepeda sigue trabajando bajo las órdenes de Romina Contreras en Huixquilucan y fue el responsable de firmar al menos 9 de los 12 contratos adjudicados a los contratistas.
El propio Vargas reconoció en sus declaraciones patrimoniales haber recibido en 2021 y 2022 pagos de Productions JEF. Los ingresos están declarados por actividad industrial, comercial y/o empresarial (después de impuestos).
Pero en dicho documento no se señala que esa empresa recibió dinero de beneficiados con contratos por el Ayuntamiento de Huixquilucan.
De los 12 contratos firmados por el Ayuntamiento, ocho fueron adjudicados de manera directa; dos fueron otorgados por medio de una licitación simulada a la que sólo se presentó un concursante, Granada Tinajero; y los dos restantes también se dieron por medio de una licitación en la que los únicos dos concursantes fueron Grupo Contadero y Granada Tinajero.