La decisión tomada días atrás de parte de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en el sentido de despenalizar el aborto, caló hondo en la Iglesia Católica. El vocero de la Diócesis de Aguascalientes, Rogelio Pedroza, lamentó que la vida desde la concepción no sea respetada.

El sacerdote deploró que prácticamente con decisiones tomadas desde un asiento, se concreten medidas que van en contra de la vida, sin considerar al ser humano que está en desarrollo desde el vientre de la madre. Si bien reconoció que los derechos de la mujer deben ser respetados de manera cabal, lamentablemente no comulgan con la idea de que el embarazo sea interrumpido. Agregó, que el tema no solamente es religioso, al ser incluso de carácter ético, el cual por las mismas causas se debe de debatir en diferentes ángulos.

Finalmente, comentó que están conscientes de que muchas mujeres sufren, sin embargo, la interrupción del embarazo no es la única vía para resolver posibles abusos.

“La Iglesia por su parte, nunca verá con buenos ojos al aborto. Es lamentable que se hable así desde el poder y que se esté tomando en cuenta solamente a la mujer en sus derechos y no se tome en cuenta que se esté quitando la vida a un ser que no pidió ser engendrado y que implica la responsabilidad de quien sí tomó la decisión de un acto”, sentenció.