Alrededor de 70 camiones realizaron un paro de actividades en torno a la obra del libramiento carretero ante la falta de diesel para poder continuar con las labores, luego de que el sindicato nacional SITRACE les adeuda a los trabajadores locales alrededor de 2 meses de pagos, denunció el dirigente de la CROM en la entidad, Jesús Enrique Ramírez Pérez.

El representante de la Confederación Regional Obrera Mexicana comentó que el intermediarismo generado por la empresa PINFRA con el Sindicato de Trabajadores de la Construcción y Excavación (SITRACE), que a su vez le paga a los sindicatos locales, es lo que ha provocado el conflicto, toda vez que las empresas constructoras les hicieron llegar las cartas de no adeudo, siendo que se les deben alrededor de 3 millones de pesos de 2 meses de trabajo, lo que afecta a cerca de 200 trabajadores agrupados en la CTM, CROM, CROC y Justo Sierra.

Recordó que el Libramiento Carretero era una obra esperada por los aguascalentenses al creer que sería la solución a los problemas económicos que se tenían por la pandemia, ya que reactivaría al sector de la construcción local, pero la realidad no ha sido así. “Cuando se firmó el contrato, se firma con la empresa PINFRA que es la concesionaria, pero ésta trae a su sindicato que se llama SITRACE, es un sindicato de México que tiene costumbres distintas a las de nosotros e incluso creemos que son socios comerciales”.

Afirmó que ante este conflicto, se pone en riesgo la continuidad de la obra, la cual está prevista que sea inaugurada en noviembre próximo, “pero si nosotros somos los que estamos ejecutando, no vamos a ejecutar nada hasta que se regularice nuestro problema. Dudo que se inaugure en noviembre si ahorita estamos diciendo que tenemos los camiones sin diesel y tampoco vamos a permitir que traigan camiones de otros estados, esa es la amenaza”.

Ramírez Pérez estableció que la gente de SITRACE tiene la costumbre de violentar el tema del transporte, ya que mientras en Aguascalientes se tiene el acuerdo de respetar entre sindicatos las obras, “estas personas llegan en muchas camionetas, armados y con otro tipo de situación que nosotros no estamos acostumbrados y que no podemos permitir, entonces en algún momento creo que si pudiera generar algún conflicto, pero creo que si somos justos no va a suceder”.

Por lo anterior, pidieron el apoyo de las autoridades estatales para poner solución a este conflicto. “Hay muchos intermediarios en esta obra, debería ser directo, si nosotros somos los que estamos ejecutando la obra, entonces que se haga con nosotros directamente el trato”.