Daniel Santiago
Agencia Reforma

MONTERREY, NL .-El Arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, llamó a celebrar el aniversario 212 de la Independencia de México con alegría, pero también con compromiso ciudadano.
«Vivir la Independencia debe despertar en nosotros un sentimiento de gratitud, especialmente con quienes se esforzaron y dieron la vida para que ahora gocemos de paz y libertad, buscando comprender la importancia que tiene que colaboremos todos por el bien común», expresó ayer en su mensaje dominical.
«Es necesario que estos días de fiesta, en los que, gracias a Dios, volveremos a festejar públicamente después de dos años de no poderlo hacer a causa de la pandemia, es oportunidad de encuentro con el prójimo, con mi vecino y siempre para brindar un apoyo; celebremos fraternalmente las fiestas de Independencia».
El Arzobispo también agradeció la bendición de la lluvia.
«Es importante que, aunque las presas van poco a poco incrementando su capacidad, no dejemos de ser conscientes de la responsabilidad que tenemos de cuidar el agua. No olvidemos que a muchas colonias de nuestra Ciudad aún no llega de modo constante el agua».
Dijo que, ante el alentador pronóstico de la llegada de las lluvias, es necesario tener cuidado para que la abundancia del agua no sea motivo de accidentes.
«Pedimos a nuestras autoridades que sigan poniendo especial atención en los puntos en donde llega a incrementarse el nivel del agua, poniendo en peligro a las familias, pero también estar atentos a los lugares en donde no llega el agua de servicio para las comunidades.
«Si todos colaboramos, especialmente dejando de tirar la basura en la calle, podremos tener mejores beneficios en estos días de lluvia».
Pidió seguir la invitación del Papa Francisco a fortalecer el cuidado de la casa común.
«A todos nos corresponde cuidar el mundo que habitamos para dejarlo mejor de como lo hemos encontrado nosotros», dijo al concluir su mensaje.