Mayolo López
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 26-Jan-2021 .-En el arranque de lo que anunció como un recorrido por municipios de la República, Ricardo Anaya se puso al volante de su camioneta y llegó a la casa de una familia de agricultores de Los Arenales, en Amealco, Querétaro.
Caída la noche, el ex candidato presidencial llegó a la casa donde pernoctó, “en un cuartito”, aunque, según el testimonio del anfitrión, el canto de un gallo quizá no lo dejó dormir.
El video que reseña su recorrido comienza con Anaya al volante de una camioneta, de noche, en cuyo trayecto se encontró con los agricultores que le hospedarían.
“Estuve muy a gusto, aprendí mucho. Gracias por todo”, se despidió Anaya de sus anfitriones, Toño y José, en el primero de los mil municipios que dijo visitaría en su camino a la elección presidencial de 2024.
En un segundo video, otra vez al volante, Anaya apremió al Gobierno a tomar medidas en torno a la crisis de la pandemia.
“Estoy de veras preocupado. México está colapsado: cada 48 segundos se está muriendo un mexicano por Covid. Han muerto 150 mil personas. Somos ya, prácticamente, el tercer país con más muertes de todo el mundo. Y no se trata de inventar el hilo negro”, sostuvo.
El panista propuso detener las obras del Tren Maya y de la refinería de Dos Bocas para darle esos recursos “a la gente que ya no puede más”.
El Gobierno, dijo, tiene “que dejar de mentir”.
“No hay manera de que los gobiernos estatales y privados, adquieran las vacunas de inmediato. La verdad es que en este momento sólo las puede comprar el Gobierno federal.
“Pero se tiene que dejar ayudar: van lentísimo en la vacunación. No lo están haciendo de manera correcta. La pandemia no está domada: está peor que nunca. Esa es la verdad. No hay otros datos. Basta ya de mentiras. El Gobierno tiene que rectificar”, demandó.