José de Jesús López de Lara

Una impresionante movilización policiaca se registró el miércoles por la tarde en el municipio de Asientos, a raíz de una balacera que se registró en el municipio de Villa García entre integrantes de un grupo de la delincuencia organizada y policías estatales preventivos de Zacatecas.
El saldo fue de una camioneta incendiada, un policía estatal herido de bala, siete sicarios detenidos y el aseguramiento de armas de fuego largas, equipo táctico, granadas de fragmentación y tres camionetas.
Debido a que se presumía que varios de los agresores intentaban escapar hacia Aguascalientes, se reforzó la vigilancia en los límites con Zacatecas para evitar su ingreso.
Todo se originó cuando policías estatales preventivos de Zacatecas, que se encontraban realizando labores de vigilancia en el municipio de Villa García, fueron atacados a balazos por integrantes del grupo delictivo “Los Talibanes”.
Uno de los oficiales resultó herido de bala y, al momento en que los policías estatales repelieron la agresión, provocaron la fuga de los civiles, por lo que se solicitó apoyo de las diferentes corporaciones policiacas.
Al lugar llegaron policías preventivos de los municipios de Loreto, Pinos, Villa García, Villa Hidalgo y Guadalupe, así como agentes de la Fiscalía General de Zacatecas, personal de la Guardia Nacional y del Ejército Mexicano.
Sin embargo, ante la magnitud de las balaceras, acudieron también varias camionetas con agentes del Grupo Exterior de la Policía de Investigación de Aguascalientes, encabezados por el comisario Juan Muro Díaz.
Mientras tanto, ante la posibilidad de que los sicarios intentaran escapar hacia Aguascalientes, el secretario de Seguridad Pública del Estado, comisario Porfirio Javier Sánchez Mendoza, dispuso que se reforzara el operativo “Escudo”, por lo que policías estatales, en coordinación con policías preventivos de Cosío, Tepezalá, Asientos y El Llano, colocaron retenes en los límites con el ya mencionado estado.
Asimismo, se hicieron patrullajes de vigilancia en las carreteras federales No. 45, 25, 71 y 70, además de las carreteras estatales, terracerías y brechas, sin que, hasta el momento, se hubiera detectado alguna novedad.