Las estancias infantiles estatales han estado abriendo de manera paulatina y cumpliendo protocolos establecidos a nivel local, teniendo entre los requisitos destacables que el personal de atención no tenga ningún síntoma de enfermedad, al igual que los bebés y niños que son recibidos, pero tampoco sus padres o personas encargadas de entregarlos en la guardería.

Además, es obligación que todo el personal de las guarderías tenga capacitación en materia del COVID-19 y que sus instalaciones sean sanitizadas de manera recurrente; pero en adelante, una vez que el IMSS ha emitido su protocolo específico, se empatarán las reglas locales con las nacionales para reforzar las medidas sanitarias en esos espacios a donde llegan hijos de mamás trabajadoras.

En Aguascalientes, el IMSS es la institución que tiene en su administración el mayor número de guarderías y por tanto acuden más usuarios, de ahí que su protocolo es muy específico y según sus indicaciones, si se detecta a un niño positivo al coronavirus se le aislará, pero si llegaran a resultar 2, además del aislamiento, el lugar se cerrará por un tiempo definido y cumpliendo condiciones de sanitización.