Samuel Luna, Alejandro León y Elthon García
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La Policía identificó a la mujer que sustrajo a la niña Fátima, asesinada en Tláhuac, y anoche cateó un domicilio en Xochimilco.
Agentes de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) y la Fiscalía de Justicia (FGJ) aseguraron una vivienda en Prolongación San Felipe de Jesús, en Xochimilco, donde presuntamente tuvieron privada de la libertad a la niña de 7 años.
Ahí rentaba la sospechosa junto con su esposo, un mototaxista de Tláhuac, y sus hijos.
Hasta anoche las autoridades no reportaron detenciones.
“Se logró determinar la identidad de la mujer que sustrajo a la menor de edad, además de identificar a otra persona posiblemente involucrada en este lamentable hecho”, señaló el titular de la SSC, Omar García Harfuch.
Junto con los peritos llegó el propietario del predio, donde encontraron ropa que coincide con las prendas que usaba Fátima la tarde del martes 11, cuando fue sacada de la escuela por la sospechosa.
Además hallaron cinchos con sangre y documentos de los tutores de la víctima.
Vecinos se congregaron y amagaron con ingresar a la vivienda, pero se replegaron.
A pregunta expresa, la Fiscal Ernestina Godoy confirmó ayer que, de acuerdo con la necropsia, Fátima fue víctima de abuso sexual y murió de asfixia por estrangulamiento.
Fuentes cercanas al caso revelaron que la sospechosa conocía a la familia de la niña, pues llegaron a compartir la renta del predio donde vivía Fátima.
Incluso, una semana antes de la desaparición encontraron muerto el perro que ella tenía, también en una bolsa negra de basura.