Ya fueron vinculados a proceso los dos individuos que mataron de un balazo a un joven, durante una riña registrada el pasado día 15 de agosto en calles del fraccionamiento Viñedos del Sur.
Se trata de quienes fueron identificados como Dante Sebastián, alias “El Chino”, de 18 años y Edwin, alias “El Papilla”, de 23 años, quienes actualmente se encuentran recluidos en el Centro de Reinserción Social para Varones “Aguascalientes”.
El agente del Ministerio Público de la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios de la FGE, aportó las pruebas suficientes para que un juez de Control y Juicio Oral Penal los vinculara por los delitos de homicidio doloso calificado y lesiones dolosas calificadas, ambas con premeditación y ventaja.
Además de ello, se les impuso la medida cautelar de prisión preventiva y se dio un plazo de tres meses para el cierre de la investigación complementaria.
De acuerdo con la carpeta de investigación, los hechos se registraron el día 15 de agosto a las 00:30 horas, cuando los ahora imputados interceptaron en calles del fraccionamiento Viñedos del Sur a un joven identificado como José Armando, de 19 años, con quien tenía viejas rencillas.
La víctima iba acompañada por un adolescente de 15 años y ambos comenzaron a ser agredidos con piedras que les lanzaron Dante Sebastián y Edwin, logrando herir en diferentes partes del cuerpo.
Debido a ello, José Armando y el menor decidieron escapar corriendo, pero fueron perseguidos por los agresores, quienes viajaban a bordo de una motocicleta.
En determinado momento, Dante Sebastián sacó una pistola y realizó varios disparos, logrando herir a José Armando, quien al llegar a su domicilio ubicado en la calle Bernardino Álvarez, pidió ayuda a sus familiares.
A bordo de una ambulancia de Cruz Roja fue trasladado a recibir atención médica al Hospital Tercer Milenio, donde murió horas más tarde a consecuencia de los balazos que recibió en el tórax y abdomen.
Cabe destacar que el adolescente de 15 años, fue golpeado con piedras y resultó con un traumatismo craneoencefálico y fractura de cráneo.
Aunque policías preventivos de Aguascalientes implementaron un operativo en la zona, no lograron ser localizados los agresores.
Sin embargo, días después, agentes del Grupo Mandamientos Judiciales de la PDI capturaron a Dante Sebastián y Edwin, en cumplimiento a una orden de aprehensión que fue girada en su contra. En su confesión, argumentaron que la agresión fue porque previamente las víctimas habían golpeado a un conocido de ellos.