Benito Jiménez 
Agencia Reforma

CDMX.- La Fuerza Aérea Mexicana, en coordinación con el Comando Norteamericano de Defensa Aeroespacial y el Comando Norte de los Estados Unidos realizaron un ejercicio de intercepción de una aeronave detectada en Quintana Roo y obligada a descender en Chihuahua.

La práctica formó parte del ejercicio táctico “AMALGAM EAGLE 2019”, diseñado para hacer más eficientes los procedimientos de control aéreo entre los gobiernos de México y los Estados Unidos, informó la Secretaría de la Defensa Nacional en un comunicado.

En el adiestramiento binacional, México participó con una delegación de expertos en aviación de la Dirección General de Aeronáutica Civil y de los Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano, quienes estuvieron liderados por elementos de la Fuerza Aérea Mexicana.

El ejercicio “AMALGAM EAGLE 2019” que se realizó del 15 al 19 de julio de 2019, tuvo como principal objetivo, practicar y mejorar los procedimientos para activar las fases de alerta en forma oportuna entre México y los E.U.A., indicó la dependencia.

Asimismo, se materializó a través de ejercicios de gabinete en Cuarteles Generales y Operaciones Aéreas, los cuales reforzaron el adiestramiento y profesionalización del personal participante, mediante el empleo de aeronaves y equipo de vanguardia en la aplicación de procedimientos para la ubicación e intercepción de aeronaves ilícitas.

“La práctica permitió generar la sinergia para fortalecer la capacidad de respuesta binacional, mediante el intercambio de información para la vigilancia, detección, seguimiento e intercepción de aeronaves ilícitas en la frontera México- Estados Unidos de América, salvaguardando el espacio aéreo correspondiente, con respeto en todo momento a la soberanía de cada país”, añadió el instituto armado.