Hace lo contrario de lo que le dicen

MONTERREY, NL.-Si le dicen blanco, ella contesta negro. Si le piden que se deje el pelo largo, ella se lo corta y lo tiñe de rosa.
Así es Paty Cantú, rebelde por su instinto de sobrevivencia en una industria que aseguró, castiga y caduca a las mujeres.
Pero ni todas las trabas ni la discriminación que ha enfrentado en su carrera, han limitado ni frenado a la cantante, quien acaba de lanzar la edición física de su disco La Mexicana.
“En este disco hablé de cosas muy duras como de la depresión y discriminación que yo he vivido en lo personal y resultó ser el disco más ‘estremeado’ en México, después de Danna Paola, otra gran mujer, increíble, fregona, mexicana”, comentó la artista tapatía.
“Es muy difícil para una mujer en nuestra industria, en nuestro país, hacer carrera porque nos caducan: a los hombres no, pero a las mujeres sí”.
A los hombres, comentó, les sale una cana y todo mundo se las “chulea”, lo ven sexy, pero en el caso de las mujeres, se les pide pintarse el pelo.
En su camino artístico, detalló, ha sido muy cuestionada: ¿por qué quieres componer si eres mujer? ¿Por qué hablas de temas sociales que no te incumben? Incluso le han pedido mantener oculta su vida personal.
“Oye, ya te funciona el pop de esta forma, no cambies. Oye, a las revistas les gustas con el pelo largo, no te lo cortes. Para mí cortarme el pelo y pintármelo de rosa no fue nada más porque sí, fue mi respuesta a las revistas y marcas que les gustaba mi pelo largo”.
En cuanto a su música, mantiene su gusto por el pop, a pesar de que ahora puede ser considerado por muchos como algo viejo, caduco o antiguo. (Paula Ruiz/Agencia Reforma)