La Secretaría de Seguridad Pública Estatal coordinará el operativo “Peregrino 2019”, una estrategia de seguridad y vigilancia en la que policías estarán presentes en los siete puntos de control que se instalarán sobre la carretera 45 sur, para garantizar la integridad de las personas que van a visitar a la Virgen de San Juan.
Su titular, Porfirio Javier Sánchez Mendoza, sostuvo que este plan que se pone en marcha este viernes 18 de enero y permanecerá hasta el 3 de febrero, está listo y contará con la participación de personal de Protección Civil, bomberos y policías de los tres niveles de Gobierno.
“El trabajo conjunto lleva una sola finalidad que es proteger la integridad de los miles de peregrinos que se trasladan al Santuario de San Juan de los Lagos, Jalisco, durante esta temporada”.
Explicó que el operativo en el que habrá patrullajes permanentes y estratégicamente programados, seguirá la ruta que abarca los municipios de Aguascalientes, Cosío, Pabellón de Arteaga, San Francisco de los Romo, Jesús María y Rincón de Romos.
“Para ello se trabaja en conjunto con las autoridades de cada ayuntamiento para que los caminantes realicen su trayecto en condiciones seguras; de hecho, en Jesús María y Rincón hay instalaciones para que pernocten las personas originarias de Zacatecas”, agregó.
Detalló que habrá un centro de mando y siete puntos de control sobre la 45 sur y en coordinación con las fuerzas armadas, la Policía Federal, la Municipal y la de Vialidad, se realizarán patrullajes con la instrucción de estar alerta ante necesidades de los peregrinos.
“Es fundamental en esta travesía evitar atropellamientos, ingesta de enervantes y alcohol, hechos de tránsito, robos e incendios”, subrayó.
El centro de mando estará a la altura de la planta Nissan 1, con presencia de federales y estatales, así como grupos voluntarios, quienes proporcionarán agua y medicamentos además de cintas reflejantes, para evitar accidentes viales y atropellamientos.
Por lo que toca al helicóptero Águila 1, hará sobrevuelos en la zona sur del estado para observar desde el aire la afluencia de peregrinos y detectar con facilidad a quien requiera ayuda; asimismo se mantiene una estrecha coordinación con personal de Encarnación de Díaz, asegurando así la seguridad de los peregrinos.
La recomendación de la autoridad es portar ropa y calzado cómodo y de preferencia con colores vivos, llevar una lámpara de mano para iluminar el trayecto, llevar identificación y desplazarse en el sentido opuesto a la circulación de los vehículos.