CDMX.- Por primera vez, Kim Kardashian West habló públicamente de la bipolaridad que sufre su marido Kanye West.
En un comunicado lanzado ayer por Instagram, la estrella de reality confirmó el padecimiento del rapero, luego de que éste escribiera en Twitter una serie de mensajes en los que habló incluso hasta de divorciarse.
“Cualquiera que lo padezca o tenga un ser querido en su vida sabrá lo increíblemente complicado y doloroso que es de entender. Nunca he hablado públicamente de cómo esto nos ha afectado en casa porque soy muy protectora de nuestros hijos y por el derecho de Kanye a la privacidad en lo que respecta a su salud.
“Pero hoy, siento que debería comentarlo debido al estigma y los conceptos erróneos sobre la salud mental”, escribió
La empresaria dejó claro que por el momento no puede hacer nada para ayudarlo con su trastorno, que le diagnosticaron en 2016, a menos que él así lo desee, y pidió respeto y compasión por su pareja.
“Entiendo que Kanye es objeto de críticas porque es una figura pública y sus acciones pueden causar fuertes opiniones y emociones. Él es una brillante, pero complicada persona que, además de ser un artista negro, tuvo que experimentar la dolorosa pérdida de su madre y lidiar con la presión y aislamiento que conllevar su desorden bipolar.
“La gente cerca a Kanye conoce su corazón y entiende que sus palabras a veces no están en coordinación con sus intenciones”, agregó. (Staff/Agencia Reforma)