Extender la mano al necesitado es un acto de nobleza, de sensibilidad, de hacer propia la aflicción de los demás y que hoy se hace más patente en diversos grupos de la sociedad que reciben  algún beneficio, sea económico, en especie y de otras formas, para que puedan salir adelante.

El acontecimiento sanitario ha traído consigo una serie de problemas, al quedar sin trabajo un número importante de jefes y jefas de familia, a otros les fue recortado a la mitad su salario y un sector de trabajadores independientes como músicos, aseadores de calzado, vendedores de flores y golosinas, de tamales y atole, tacos de colores, de los que ofrecen cambiarse de compañía telefónica, etc., no tienen ingresos fijos, por lo que han recurrido a las autoridades estatales y municipales en demanda de despensas, lo mismo que a diversas instituciones religiosas, académicas y sociales, en lo que han tenido mucho que ver empresarios altruistas y negocios dedicados a la venta de productos del campo.

El ser compasivo no es una actitud exclusiva de los mexicanos, como algunos lo quieren hacer creer, sino que es una cualidad universal y así ha quedado patentizado en España, Italia, Francia y Alemania, con las personas que han acudido en auxilio de sus conciudadanos que sufren las secuelas económicas que deja la pandemia, entregándoles alimentos o yendo a los hospitales a hacer lo propio al personal de salud, como una forma de agradecer lo mucho que hacen por los enfermos al llegar el caso que trabajan hasta 12 horas cuando la demanda así lo exige.

En Aguascalientes también se tiene ejemplos de filantropía, como el que hizo el Grupo MAEN, que entregó en comodato al Hospital Miguel Hidalgo un compresor para permitir que los respiradores utilizados para pacientes de coronavirus puedan funcionar sin límite.

El presidente del organismo, Cuitláhuac Pérez Cerros, destacó que con el aparato se suministra la mezcla de aire y oxígeno y en caso de ser necesario en el uso de pulmones artificiales, “así se tengan 10 mil respiradores o ventiladores para los pacientes, no se tendría una mezcla de aire y oxígeno suficiente para satisfacer la necesidad médica, y eso es en lo que apoyaría esta comprensora”, explicó, con lo cual el Grupo coopera en la campaña oficial de #Todos por Aguascalientes.

Es una tecnología que creó la empresa Maindsteel, que además podrá a disposición del sector salud el primer respirador artificial desarrollado por su Centro de Investigación Tecnológica y tiene en puerta la fabricación de túneles sanitizantes con descripciones específicas para la asepsia del personal médico y población en general.

Otra aportación que hace Maindsteel Aguascalientes por la entidad y el país es poner a disposición por el tiempo que sea necesario a los profesionales investigadores que son parte de este Grupo, para que puedan dar respuesta inmediata a las prioridades del sector salud en la lucha que libra contra ese virus.

Pérez Cerros puntualizó que las circunstancias que se registran exige una participación decida de todos y de manera particular obliga la solidaridad empresarial, que en su espacio puede colaborar para que se enfrente en mejores condiciones la perturbación de salud.

LUCHAR JUNTOS

.

Aunque es lo menos esperado no puede cerrarse los ojos a la realidad, por lo que es inevitable que la etapa sanitaria dejará importantes bajas en la clase obrera, lo cual puede continuar en las primeras semanas de reanudación de labores.

Para el máximo dirigente de los trabajadores en la entidad, José Alfredo González, las pequeñas y medianas empresas, que son las que mantienen al país, están en riesgo de desaparecer en función que ante el cierre total a que fueron obligadas, como parte del combate a la pandemia, no tienen ingresos.

Se esperaba que el gobierno federal se hiciera eco de las demandas de auxilio que ha lanzado el sector empresarial del país, pero  lejos de atender la emergencia financiera ha reiterado que no habrá apoyos para el medio productivo.

Sostuvo que se mantiene el malestar que causó el presidente Andrés Manuel López Obrador, en el mensaje que dirigió a la nación el pasado cinco de abril, ya que sólo le interesa conservar abierta su ventana de votos y mantener el poder.

Ante ese desdén, empresarios y trabajadores deben estar unidos como única manera de salir adelante. Han comprobado que no cuentan con la institución presidencial, que está más orientada a cuestiones ajenas y alcanzar sus intenciones que atender el interés de millones de mexicanos.

En lugar de destinar su máximo esfuerzo para calmar la nerviosidad que registra la familia obrera, el mandatario busca desviar la atención con propuestas que están totalmente fuera de foco, porque en estos momentos lo que más interesa es salir lo mejor librado posible de la emergencia sanitaria, esto en primer término, y que las empresas vuelvan a funcionar en condiciones aceptables porque de sus resultados depende la estabilidad de la plantilla laboral.

El ofrecimiento que hace la Federación de Trabajadores de Aguascalientes (FTA) es que a la mayor brevedad empresarios y dirigentes sindicales tengan un intercambio de propuestas y negociar la manera de salir lo menos dañados.

Apuntó José Alfredo González que se debe tomar en cuenta que la suspensión de labores ha generado una contracción de la economía, por lo que en un esfuerzo de amabas partes se puede evitar que sucedan los despidos, que al menos en esta entidad sea la excepción, por lo que hay que hablar sin reservas y que las cosas se conozcan como están y como vendrán.

Un punto que no está a discusión es que una vez que se reanuden las tareas, los trabajadores recibirán el salario que tienen especificado, porque si se aceptó una rebaja ha sido sólo por el tiempo que estén en paro.

Dijo que se tiene que actuar con mucho tacto ya que los pronósticos de las calificadoras internacionales son de pesimismo, porque en algunos casos dan entre -4 y -5% de crecimiento y en otros llegan hasta el -7%, lo cual de llegar a ser un realidad sería un golpe fortísimo para empresas y trabajadores, porque en lugar de llegar a los dos millones de nuevos empleos que aseguró López Obrador habría en el curso de este año, puede haber una reducción en la plantilla, por ello la insistencia del dirigente cetemista local de ir enlazados empresas y sindicatos para hacerle frente a la situación.

SÓLO INTENCIONES

La intranquilidad es no sólo de los trabajadores sino de los patrones, que en todos los tonos han buscado el apoyo de la Federación pero se han estrellado con la desconsideración presidencial, que únicamente tiene en la mira los programas sociales que creó el año pasado. El presidente de la Comisión Laboral de la Coparmex Aguascalientes, Juventino Romero de la Torre, reiteró el llamado al titular del Poder Ejecutivo Federal para que apoye a los empresarios y convierta su administración en un impulsor de la inversión, que actualmente está suspendida debido a ese vaivén de actitudes. Dijo que será difícil alcanzar la cifra de dos millones de empleos a que se comprometió el mandatario nacional, porque si el año pasado en que hubo menos problemas apenas se llegó a 380 mil, en 2020 podría ser una cifra inferior en función del cese de actividades a que ha llevado la pandemia y la pérdida de ingresos totales en este período. Sigue en pie la exigencia de que desde Palacio Nacional se defina un programa de respaldo a los micros, pequeños y medianos empresarios, que son los grandes generadores de empleos, pero por las vicisitudes que viven podría haber una parte que no sobreviva. Romero de la Torre dijo que el problema que se visualiza es que la pérdida de empleos formales acarreará el crecimiento del comercio informal, que en estos momentos significa poco más del 50% de la actividad productiva, lo que debe tomarse en cuenta en las altas esferas ya que entre más aumente la informalidad menos ingresos tendrá la tesorería federal.