Al reunirse con integrantes de la Asociación de Gasolineros Unidos del Centro (Gasucen), encabezados por su presidente Jesús López López, el gobernador Martín Orozco refrendó el respaldo del Gobierno del Estado al gremio gasolinero y a la sociedad en su conjunto, ante la situación que enfrenta la entidad por el desabasto de combustible.

En ese sentido, Orozco Sandoval les reiteró la voluntad y disposición que existe de parte de su administración para emprender acciones estratégicas y realizar las gestiones que sean necesarias ante las autoridades correspondientes, para que a la brevedad se regularice el suministro de gasolina en territorio estatal.

Destacó que si bien Aguascalientes no registra un nivel de afectación como otros estados, de ninguna manera se ha minimizado el problema; por el contrario, subrayó, desde que comenzó esta situación, el Gobierno se mantiene en comunicación permanente con las autoridades de PEMEX.

El mandatario agradeció a los propietarios de las gasolineras y la Policía Estatal, así como a la civilidad con la que ha actuado la ciudadanía, se ha podido controlar y organizar el abasto de combustible en las estaciones de servicio que cuentan con el producto.

Por su parte, el presidente de Gasucen, pidió paciencia, prudencia y tolerancia a la población, toda vez que no se vislumbra una solución al problema en el corto plazo.

Finalmente, López López confió en que la estrategia que emprendió el Presidente de la República contra el robo de combustible, dé resultados positivos y permita regularizar el abasto de gasolina a la brevedad, toda vez que de continuar esta situación, no se vislumbra un escenario favorable para la economía del país, y de manera particular para Aguascalientes.