CDMX.- Luego de reavivar su romance, Jennifer Lopez y Ben Affleck se dieron el «sí, acepto» a mediados de julio en una discreta ceremonia en Las Vegas que, según algunos medios, costó apenas 75 dólares.
Este fin de semana, la pareja echó la casa por la ventana y celebró a lo grande su unión en Savannah, Georgia, en la granja que el actor posee, en un evento que, de acuerdo con el Daily Mail, costó al menos 400 mil dólares.
Asistieron celebridades como Matt Damon, George Clooney, Jane Fonda, Renee Zellweger y Jimmy Kimmel.
El cierre de la celebración de tres días tuvo lugar ayer con una barbacoa estilo picnic; el viernes se realizó una cena-ensayo y el sábado la ceremonia.
Se presume que la pareja comerció en exclusiva las imágenes de su boda con una revista, pero ciertos medios publicaron ayer fotos de paparazzi que permitieron observar ciertos detalles del enlace.
El sábado, López lució un vestido blanco de Ralph Lauren con cola larga y velo, mientras que Affleck portó un impecable esmoquin blanco con negro.
Siguiendo el código de vestimenta, Emme y Max, los mellizos que la intérprete tuvo con Marc Anthony, así como Seraphina y Samuel, producto de la relación del director de Argo con Jennifer Garner, optaron por portar elegantes trajes blancos. (Staff/Agencia Reforma)