Denuncia la Fundación Familiares de Alzheimer de Aguascalientes una serie de robos que tienen lugar en los alrededores del terreno donde se construye la Estancia de Día al sur de la ciudad, por lo que piden la intervención del Ayuntamiento de la capital para frenar dicha situación, señaló la presidenta de la asociación, Bertha Dora Quezada Sánchez.
Detalló que el lugar donde se encuentra la Estancia de Día en las inmediaciones del fraccionamiento Villas de Bonaterra, hay malvivientes que se han acercado a robar materiales de herrería y herramienta, además de que a un lado se encuentra la Fundación Bolo, la cual también ha sido afectada con destrozos.
Apuntó que del lado izquierdo de la Estancia hay un lote baldío bastante grande que pertenece al Municipio de Aguascalientes que tiene más de 50 metros de frente y cerca de 150 metros de fondo que es usado por los malvivientes para hacer de las suyas. En tal sentido, comentó que en días pasados un trabajador de la construcción que realiza reparaciones en las casas del fraccionamiento Villas de Bonaterra, acudió a la Estancia de Día para reportar que en la parte trasera de la Estancia había herramientas de su propiedad y que la dueña de la casa en la que trabaja, se dio cuenta que en la madrugada entraron a su patio a robar y los objetos fueron depositados ahí. “Se las ingeniaron porque los ladrones vinieron a dejar lo que se estaban robando a nuestro terreno y ya fue con el albañil de nosotros, a buscar y había machetes, andamios y demás herramienta que habían sustraído de la otra casa con la intención de brincarse por el frente de nuestra barda para poder sacar ese material por nuestra reja”.
Por lo anterior, hizo un atento llamado a la alcaldesa Tere Jiménez Esquivel y a su secretario del Ayuntamiento para que giren las instrucciones necesarias y les apoyen enviando al personal que se requiera de Desarrollo Urbano y de Seguridad Pública para que vean cómo está ese terreno que no ha tenido utilidad por muchos años, el cual está lleno de maleza ahorita con la lluvia y es donde los ladrones se ocultan. “Cuando han hecho rondines, se ha encontrado herramienta tirada alrededor como varillas, tubos que se usan para construcción y también herramientas. Entonces sí está siendo una zona de riesgo de alguna manera”.