Actualmente se desconoce cuántos taxis son chatarra, ya que a casi tres meses de que inició el cambio de la Plataforma SITRA (Sistema Integral de Transporte Público) a la SIRTRA (Sistema Integral de Regularización del Transporte Público), aún no se concreta la “mudanza”.

En consecuencia, la Dirección del Transporte Público sólo tiene datos hasta julio, con el registro de 4 mil 297 unidades, de las cuales 312 están fuera de norma, y eso que se les concedieron dos años “de gracia”, de 6 a 8 años. La Ley de Movilidad establece que debe ser modelo no mayor a seis años.

Y ya con datos actualizados al 16 de octubre, aunque parezca increíble, toda la flotilla de camiones urbanos se encuentra dentro de norma, es decir, que el modelo de los 458 camiones, no rebasa los 10 años de antigüedad.

En el caso de las 475 unidades de transporte de personal, seis ya rebasaron los 15 años límite por ley.

En el transporte escolar, que por ley sólo se le permite una vida útil de 12 años, de las 54 unidades, 16 están arriba de ese límite; en transporte de carga ligera, de los 49 vehículos en operación, 19 ya rebasaron en este caso, los 15 años permitidos.

En cuanto a la modalidad de transporte colectivo foráneo (combis), de las 512, seis son de modelo mayor a los 10 años permitidos. Además, en transporte colectivo suburbano (los Brujos), de los 39, 22 son de modelo mayor a 15 años.

Los 396 vehículos fuera de norma siguen circulando, aunque de acuerdo a la normatividad no debieran.