Diana Hernandez De Paz 
Agencia Reforma

CDMX.- La reapertura gradual de actividades se intensificará la próxima semana, con la búsqueda activa de casos mediante aplicación de pruebas, pero si en vez de descender, aumentan los contagios, habrá marcha atrás, aseguró la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

El calendario de reapertura proyecta que el domingo 21 de junio la CDMX pase de rojo a naranja en el semáforo epidemiológico.

“Es un proceso que se puede hacer gracias al programa que diseñamos y que está orientado a seguir disminuyendo contagios bajo este esquema.

“Si el programa tiene problemas y resulta que comienzan nuevamente los contagios, siempre podemos regresar a la situación anterior”, indicó Sheinbaum.

En las dos semanas recientes, los pacientes han mantenido la ocupación hospitalaria por encima de 68 por ciento, cuando el requisito federal indicado para cambiar a naranja es registrar una ocupación de 65 por ciento, con una tendencia descendente.

Ambos requisitos, aseguró Sheinbaum, se cumplirán a partir del lunes aun cuando durante la semana ocurra la reapertura gradual de actividades, como la reactivación de la industria manufacturera, con 340 mil trabajadores, sujetos a horarios laborales posteriores a las 10:00 horas y sólo de lunes a jueves.

“Es un proceso muy planeado de transición hacia el semáforo naranja, ni siquiera estamos hablando de un proceso de transición hacia el semáforo verde en dos semanas, en un proceso de transición muy, muy gradual y vamos a ver sus impactos”, comentó la Mandataria.

En colonias y pueblos, los comercios de barrio podrán abrir el 18 de junio, pero los establecimientos del Centro Histórico deberán aguardar al 23 de junio, sujetos a un protocolo por definir para evitar aglomeraciones en las calles, en tanto que el comercio informal y en vía pública deberá esperar más, agregó.

Sheinbaum aseguró que ciertas medidas de carácter metropolitano, como la terminación del Hoy No Circula emergente, fueron tomadas con el Gobierno del Estado de México.

La reincorporación de actividades, subrayó la Jefa de Gobierno, deberá estar sujeta a reglas, como el uso de cubrebocas, la sana distancia, quedarse en casa al presentar síntomas con monitoreo médico al comunicarse mediante SMS al 51515 y reportar si se sospecha de contagio.

“Hay reglas que hay que seguir hacia adelante y esta responsabilidad que se ha mostrado de manera muy importante, sin necesidad de multas, de toques de queda, sino sencillamente con la responsabilidad ciudadana”, aseguró Sheinbaum.