Renata Tarragona
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) dijo que la iniciativa del Ejecutivo para controlar la inflación busca fomentar la productividad y no controlar los precios.
El Gobierno federal alista un plan para evitar una mayor alza de precios de leche, aceite, huevo, frijol, pollo, tortilla, entre otros productos de la canasta básica, mediante pactos con empresarios y comerciantes.
«No habrá un control de precios, más bien un estímulo a la productividad.
«El objetivo fundamental está orientado a reducir el impacto de la inflación, particularmente en nuestra población más pobre, que es la que destina mayor parte de su salario para comprar alimentos», expresó Víctor Villalobos, titular de la Sader, en el marco de la 60 asamblea general de la Unión Nacional de Avicultores (UNA).
Añadió que se trata de una estrategia que atenderá la contención o reducción de la inflación este año.
«No todo es producción, también transporte, impuestos y las demás dependencias que deben facilitar que 24 productos de la canasta básica no suban de precio», agregó.
En tanto, Juan Cortina, presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), dijo que prefiere esperar a lo que presenta el Gobierno sobre este programa antes de dar una opinión.
«Hemos tenido mucho diálogo con la Secretaría de Economía y con la Secretaría de Agricultura, es un tema muy complejo porque la inflación viene del exterior y está afectando no nada más a México, sino a todo el mundo», manifestó Cortina.
El recién nombrado presidente de la UNA, David Castro, dijo que está a la espera de mayores especificaciones sobre esta iniciativa para emitir un posicionamiento.

¡Participa con tu opinión!