Laura Elena Rivera Manzanares

La cifra de pacientes positivos con COVID-19 subió a 60; en este universo ya hay 3 casos nativos, 1 bajo investigación pues no se ha podido rastrear dónde contrajo el virus, y el resto han sido resultado de contacto con personas que arribaron a la entidad del extranjero y resultaron con coronavirus.
Los 2 positivos más recientes son: un hombre de 42 años contagiado aquí y otro varón de 13 años que tuvo contacto con una persona que llegó enferma del extranjero.
La mayor parte de los enfermos están en esta capital; 5 en Pabellón de Arteaga; 1 en Tepezalá y 1 en Asientos. El otro que también resultó positivo en este municipio, ha sido dado de alta con la debida restricción.
La directora de Prevención y Control de Enfermedades del ISSEA, María Eugenia Velasco Marín, destacó que se han realizado 754 pruebas en todo el estado, resultando 60 positivos, 658 negativos y 36 sospechosos.
“Son 2 personas las que permanecen hospitalizadas en condición muy grave pero estable, una en el Hospital Hidalgo y otra más en el IMSS, en tanto que el resto de los positivos están en recuperación y aislados en sus domicilios, con el seguimiento médico”.
Hasta ahora suman 12 los recuperados y próximos a reincorporarse a su vida cotidiana, y se espera que el próximo fin de semana haya más dados de alta, en espera de que en una segunda prueba resulten completamente libres del virus.
Velasco Marín indicó que el Operativo Centinela ha realizado 150 muestras en busca de casos sospechosos o asintomáticos.
Se estima que un 30% de las personas que pudieran ser susceptibles a tener el virus no han acudido a consulta o no han presentado síntomas de la enfermedad, pero sí podrían ser transmisores del coronavirus, que es precisamente lo que se pretende prevenir con las acciones implementadas hasta ahora y que para algunos son anticipadas o exageradas.