Finiquitó la Sub-18 el trámite

En el encuentro de ida de las semifinales de la categoría Sub-18, los Rayos de Necaxa aprovecharon al máximo jugar en casa y golearon por un contundente 6-2 a los Rayados de Monterrey para poner un pie y medio en la final del torneo. A pesar de la diferencia, los Rayitos tenían que finalizar el trámite y viajaron a tierras regias para encarar la vuelta ayer por la tarde. El profesor Luis García inició el compromiso con Javier Orantes; Alex Monárrez, Mario González, Juan Estrada, Ángel Morales; Daniel Márquez, Arath Moreno, Israel Tello, Ricardo Jiménez, William Arredondo y Juan Reséndiz.
Durante la primera mitad, los de Monterrey mostraron una mayor intensidad e insistencia al ataque, todo en la búsqueda de acercarse al marcador global. Los de Aguascalientes, sabedores de su amplia ventaja, supieron manejar el partido y defender de muy buena forma, llevando el marcador sin goles hasta el descanso del entretiempo.
Ya en el complemento, los regiomontanos encontraron al minuto 12 la forma de anotar y tratar de meterse nuevamente a la pelea, sin embargo, la reacción necaxista llegó minutos más tarde en los pies de Israel Tello, quien, con su gol, amplió la ventaja de los Rayos y sentenció las aspiraciones del rival. Cerca del final del compromiso, los locales consiguieron anotar nuevamente y aunque no bajaron los brazos, la amplia ventaja aguascalentense y el tiempo evitaron que las cosas se movieran más.
Tras el silbatazo final, se definió el partido por 2-1 a favor de los locales, pero con un marcador global de 7-4 que otorga el boleto a la gran final a la escuadra aguascalentense. La gran final de la categoría será ante Chivas, que quedó como líder general de la competencia, por lo que el duelo de ida será en Aguascalientes y el campeón se definirá en tierras tapatías el próximo fin de semana.