Benito Jiménez e Iris Velázquez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Aunque el retorno a clases presenciales se plantea para el siguiente periodo escolar, éste dependerá de la inmunización de maestros, el color del semáforo epidemiológico y la voluntad de padres de familia para enviar a sus hijos a las escuelas, se planteó durante una reunión entre mandatarios estatales y Gobierno federal.
“Es importante llegar a un acuerdo voluntario de la comunidad escolar -madres y padres de familia- con personal educativo y estudiantes”, se establece en un documento mostrado a los Gobernadores.
El color del semáforo decidirá si las clases presenciales son graduales, mixtas o cautelosas, se indicó en la reunión reunión catorcenal de la Estrategia de Vacunación, encabezada por la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.
Se indicó que en semáforo naranja se abrirán los laboratorios de ciencias de salud con los protocolos sanitarios correspondientes.
En semáforo amarillo se abrirán los laboratorios de las carreras de ingeniería, turismo, juicios orales, que tengan condiciones para ellos, se expuso.
Con el semáforo verde se iniciarán las clases presenciales con diversos elementos que debe tener el protocolo para el regreso seguro, se planteó.
Para ello se detalló que desde los hogares debe existir una carta compromiso de corresponsabilidad y de cero síntomas, control sanitario en las escuelas y salones, así como una asistencia alternada de lunes a jueves, y los días viernes para quienes requieran apoyo en sus aprendizajes.
Cada entidad deberá contar con un diagnóstico socioemocional, académico y de asistencia para después del 9 de julio, fecha de término del actual periodo escolar.
“Se habló (en la reunión) de cómo se proyecta el regreso a clases presenciales, el avance en la estrategia nacional de vacunación, en donde fue importante hablar de la vacunación de los docentes en cada estado”, dijo a REFORMA Héctor Ayala, Secretario de Educación de Michoacán.
El funcionario añadió que en el caso de Michoacán se formaran comités sanitarios escolares para las 12 mil 500 planteles, con padres de familia y profesores, para reforzar el retorno a clases presenciales.
En el encuentro, el director de la empresa subsidiaria de la CFE Telecomunicaciones e Internet para Todos, Raymundo Artís Espriú, informó que se avanza el proyecto para dotar de internet gratuito a 40 mil escuelas.
Por lo pronto se espera la confirmación de que cumplen las condiciones necesarias.
“Para finales del año vamos a tener casi 30 mil más”, manifestó.