Santiago Muñoz Romo, presidente estatal de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera (Canirac), comentó que el presente es uno de los peores meses para el gremio, pues a excepción del 14 de febrero, el resto del periodo las ventas son muy bajas, esto, contrario a la creencia de que en esta época del año son muy concurridos los restaurantes.
Reconoció que el Día del Amor y la Amistad es una de las fechas más concurridas del año, y ayuda a paliar los bajos ingresos que se tienen en febrero, pero al hacer la comparativa con el resto de los meses los números siguen siendo bajos; agregó que en marzo se mantiene bajas las ventas, pero es en abril, cuando se registra una amplia afluencia de visitantes por la Feria Nacional de San Marcos, cuando se registra un repunte.
Muñoz Romo manifestó que además de las variaciones cíclicas que se dan año con año, se prevé que este 2017 sea más complicado para la industria restaurantera por el alza en el precio de los energéticos, como el gas y la gasolina, así como la inflación de otros productos de la canasta básica, por lo cual estimó que la apertura de negocios del giro será baja.
Sostuvo que el éxito de un establecimiento depende de la atención, el concepto y sazón, pero también hay otros factores, como la temporada en la cual se dé la apertura; por ello están concienciando a los afiliados o a los empresarios que quieran incursionar en este gremio, “a que piense bien cómo le va a hacer, cómo va a llevar a cabo su negocio, y que desde un principio no se vaya nada más por la idea o por el gusto de tener un restaurante, sino que vea la parte del negocio, ya que a final de cuentas tratamos de evitar el tema de los 18 meses de vida de un restaurante, que es lo que más o menos están durando, siete de cada 10 restaurantes son los que no pasan de los 18 meses de vida”.
Por último, el presidente estatal de la Canirac agregó que se ha registrado un descenso en el número de establecimientos del sector que hay en el estado, pues actualmente se tienen registrados ante el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) cuatro mil 800 restaurantes, cuando en 2015 se tenían contabilizados cinco mil negocios.