José de Jesús López de Lara

Una espantosa muerte sufrió un adolescente que viajaba en una motocicleta, al colisionar de frente contra una camioneta que invadió el carril por donde circulaba.
El cafre que provocó el accidente decidió escapar con rumbo desconocido, dejando abandonada la camioneta que conducía.
El trágico accidente se registró el jueves a las 09:00 de la mañana, en la carretera estatal No. 77, tramo El Retoño-Los Arellano, a la altura del entronque con la carretera estatal No. 58 que conduce al poblado El Duraznillo, en el municipio de Aguascalientes.
La víctima mortal fue un joven de 17 años, cuyo cadáver quedó tirado sobre la cinta asfáltica.
Hasta el lugar de los hechos acudieron policías estatales y la ambulancia UE-11 de la Coordinación Municipal de Protección Civil de Aguascalientes, además de agentes del Grupo Homicidios de la PDI, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales de la PDI.
Se estableció que el adolescente tripulaba una motocicleta marca Italika, modelo 2021, color negro con naranja y placa de circulación de Aguascalientes.
Se desplazaba en condiciones normales por la carretera estatal No. 77, cuando, al llegar a la carretera estatal No. 58 que conduce al poblado de El Duraznillo, salió sin precaución una camioneta Jeep Compass, modelo 2007, color café y con placas de circulación de Aguascalientes.
El conductor de la camioneta pretendió incorporarse sin precaución hacia la carretera estatal No. 77, pero, al realizar la maniobra de vuelta hacia su izquierda, embistió de frente y de manera brutal al motociclista, quien salió proyectado por el aire y fue a caer sobre la cinta asfáltica a varios metros de distancia.
Mientras la motocicleta quedó completamente destrozada a un costado de la cinta asfáltica, el conductor responsable perdió el control y se impactó contra un “fantasma” de concreto. Al percatarse de la magnitud de la tragedia que provocó, optó por escapar de la escena del accidente, por lo que no fue identificado.