El director del Instituto de Servicios de Salud del Estado, Rubén Galaviz Tristán, anunció que los medicamentos de uso controlado donados por su homólogo en San Luis Potosí pueden ser consumidos de manera segura por los pacientes psiquiátricos que los necesiten, incluso hasta seis meses después de su fecha de caducidad.

En cuanto a la cantidad de medicamentos donados, se estima que son suficientes para cubrir las necesidades del estado hasta el final del año. Principalmente, estos medicamentos de uso controlado se destinan a tratar diversas enfermedades psiquiátricas.

La donación de estos medicamentos llegó en un momento de déficit en productos farmacéuticos esenciales en el estado, y se había solicitado ayuda a nivel federal para abastecerse, explicó, al tiempo de destacar la generosidad de otros estados que contaban con excedente de fármacos y antes de que caducaran, se logró satisfacer la necesidad en Aguascalientes.

El secretario de Salud explicó que, aunque la fecha de caducidad ya ha pasado, estos medicamentos aún son seguros para su consumo, siempre y cuando se hayan almacenado adecuadamente. Estos productos tienen una vida útil de hasta seis meses adicionales después de su fecha de vencimientos y no representan ningún riesgo para los pacientes que los consuman.

A pesar de que el número exacto de pacientes psiquiátricos en el estado no ha sido precisado, el titular del ISSEA señaló que es un problema delicado y subrayó la importancia de garantizar el acceso a los medicamentos necesarios para tratar a estas personas.

La donación de medicamentos de uso controlado que pueden ser consumidos de manera segura después de su fecha de caducidad representa un alivio para el sistema de salud en Aguascalientes, y beneficia a aquellos que dependen de estos tratamientos para su bienestar mental, concluyó.