Reitera el Observatorio de Violencia Social y de Género de Aguascalientes su petición al fiscal general del Estado para que reciba a dicha organización y a las familias de personas desaparecidas y escuchar de su propia voz que se tiene el compromiso de continuar con las investigaciones, señaló su coordinadora, Violeta Sabás Díaz de León.
La activista social recordó que a dos semanas de una manifestación que hicieron afuera de las instalaciones de la Fiscalía ante la reiterada negación de su titular Jesús Figueroa Ortega a recibirlos, fueron atendidos por el vice fiscal de Investigación al Delito, quien les dijo que no se encontraba en su oficina y se acordó que le darían a conocer su petición de reunión, pero a la fecha no ha pasado nada. “Vamos a esperar igual unas semanas más, entendemos que para las familias el manifestarse no es fácil, pero vamos a insistir por llamadas u otras formas de presión que podamos accionar”.
Enfatizó que como organización no buscan confrontarse con el fiscal Figueroa, toda vez que eso genera más desgaste y no se llega a acuerdos, pero ante la negativa han decidido hacer más presión, toda vez que las familias necesitan hablar con él porque quieren ver el compromiso que hay de que a pesar de que no hay avance sustantivo en sus carpetas, no van a dejar de buscar y no van a dejar de investigar. “Ellas necesitan que el fiscal se comprometa a que sus ministerios públicos o que la Policía Ministerial en los otros casos de homicidio o feminicidio, pues sí van a seguir investigando”.
Estableció que lamentablemente las investigaciones por feminicidios y desapariciones siguen estancadas y al pasar de los meses y años, se vuelve cada vez más complicado seguir con una línea que permita dar con una persona. “Entre más tiempo transcurre en el hecho es muy complicado porque las personas que vieron algo no recuerdan con exactitud, las horas, los lugares y luego se va perdiendo la información en la entrevista y eso dificulta la investigación. Por eso lo único que queremos es que haya avances, pero si no hay voluntad, es obvio que vamos a seguir insistiendo”.