Endurecen penas a quienes malutilicen el servicio de emergencias 911 y causen daños o accidentes debido a falsos reportes, señaló el catedrático en Derecho Penal de la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA), José Luis Eloy Morales Brand.
El especialista explicó que la adecuación al artículo 194 del Código Penal del Estado incluye ajustes de redacción que facilitan acreditar la sanción penal, con la actualización de nuevos mecanismos digitales de presentación de reportes, además de la vía telefónica, y nuevas redes sociales de contacto al servicio de emergencias.
El falso aviso de alerta impondrá penas de 3 a 8 años de cárcel, 200 a 300 días de multa y el pago total de los daños y perjuicios causados, si la conducta del infractor provoca un accidente o daños a consecuencia de la movilización de unidades de emergencia, detalló.
Con la adecuación, se tendrá una mayor implicación de la Policía Cibernética, tomando en consideración que este tipo de delito es poco sancionado, al considerarse la flagrancia como un aspecto relevante en la acreditación de la falta.
Indicó que solo se llega a sancionar a aquellos que hacen mal uso de botones de pánico o son rastreados a través de los sistemas de monitoreo de videovigilancia.
Resaltó que, de esta manera, se podría sancionar a quienes realizan reportes falsos o de manera injustificada en mensajería de WhatsApp o a través de redes sociales como Facebook.
Morales Brand consideró que de esta manera se fortalecen mecanismos para inhibir las llamadas falsas y se promueve que los recursos del sistema de emergencias sean correctamente aplicados sin causar distracciones para atender los reportes reales.
Asimismo, se podrán cubrir aquellos daños o afectaciones ocasionadas a unidades de emergencia, así como efectos colaterales que impidan atender a una persona que sí requiere la atención.