Falso que el Hospital Hidalgo esté colapsado por enfermos de COVID-19, aseveró el secretario general del Sindicato, Francisco Araiza Méndez, quien aseguró que aún hay disponibilidad de camas y por el contrario piden mayor apoyo económico de las autoridades hacia el personal de salud de primera línea.

El líder sindical afirmó que la atención fluye y ni siquiera hay sobrecupo de pacientes por COVID-19. En tal sentido, dijo que tan sólo en el área de terapia intensiva el 30% se encuentra ocupado y siempre hay atención de alrededor de 40 camas.

Reconoció sin embargo, que en la actualidad el personal de salud está cansado, luego de que en los últimos de 6 meses han estado en la primera línea de batalla sin parar y al pie del cañón.

Araiza Méndez apuntó que ha habido apoyo del Gobierno Estatal, sin embargo, están en espera de que les den el reconocimiento por parte de la Federación como Hospital de tercer nivel y un bono que ha otorgado a hospitales como el IMSS que ya está recibiendo para el personal. “Únicamente recibimos de parte del Gobierno del Estado en el Hospital Hidalgo 150 apoyos, pero no son suficientes para toda la cantidad del personal. Sólo se entregó a personal de enfermería, pero estamos solicitando para personal de limpieza, camilleros, administrativos y vigilancia que creemos que también se lo merecen”.

En materia de contagios por coronavirus, el líder del Sindicato comentó que de los 1,080 trabajadores que hay en el Hospital Hidalgo, hasta el momento alrededor de 100 trabajadores han resultado asintomáticos o con síntomas leves, aunque en la actualidad la mayoría ya está trabajando.