CDMX.- Lorena Velázquez, icónica actriz mexicana, falleció ayer a los 86 años, dejando un legado destacado en el cine y la televisión de México. Nacida en Ciudad de México, Velázquez comenzó su carrera cinematográfica en 1956 con la película «Caras Nuevas» y pronto se consolidó como una de las principales figuras de la Época de Oro del cine mexicano. Junto a su hermana Teresa, trabajó con actores renombrados como Germán Valdés ‘Tin Tan’ y Adalberto Martínez ‘Resortes’. Se destacó en el cine de luchadores, especialmente en «Santo contra las mujeres vampiro» (1962), donde interpretó a la líder de las vampiras. También tuvo éxito en cintas como «Estafa de amor» y «Cinco mil dólares de recompensa», y en años recientes se dedicó al teatro y la televisión.