Por FRANCISCO VARGAS M.

El día de hoy domingo 1 de agosto de 2021, para la vida como torero del joven aguascalentense Manuel Gutiérrez es muy especial, ya que cumplirá uno de sus objetivos, convertirse en matador de toros, doctorado que le concederá el diestro también acalitano Fabián Barba, ante el testimonio del mexiquense Ernesto Javier “Calita”, quienes harán el paseíllo en punto de las 16:00 horas, en el Lienzo Charro y Plaza “Xonacatique” de Jesús María, para pasaportar un encierro de la ganadería zacatecana de Boquilla del Carmen, festejo mayor que forma parte de los festejos de “Los Chicahuales 2021”, y de las tradicionales fiestas de julio en Honor a Santiago Apóstol.
Fabián Barba, torero de extraordinaria y depurada técnica taurina, regresa a este escenario donde ha conquistado importantes triunfos, además que para él representa otorgar su segunda alternativa, siendo la primera de ellas, la que concedió a Lorenzo Garza Gaona en Pachuca en el año de 2012.
Siempre resulta interesante ver a Fabián en el ruedo por esa técnica llena de torería y entrega, que le reditúa faenas lucidas y artísticas.
Ernesto Javier “Calita” es uno de los toreros con más actividad en esta reactivación de la fiesta brava en nuestro país, además de ser en el presente año el único matador de toros mexicano que está dando la cara en España, donde ha conquistado importantes triunfos cada actuación, como seguramente obtendrá esta tarde en la “Xonacatique”, en cuyo ruedo logrará faenas basadas en la profundidad y clase.
Manuel Gutiérrez llega a su alternativa con gran ambiente, así como también con importantes números como son sus 31 becerradas, 67 novilladas con caballos y 18 sin caballos en España, país donde ha pisado principales escenarios como la propia “Las Ventas” de Madrid, mientras que en México como novillero obtuvo tardes importantes en ruedos como la propia Plaza San Marcos, donde conquistó un “Cristo Negro del Encino”, entre otras muchas más.
La materia prima será de la dehesa de Boquilla del Carmen, dehesa fundada en el año de 1956, divisa color rosa y negro, propiedad de don Manuel Sescosse Varela, quien ha enviado toros con buena presencia y muy en el tipo de esta casa reconocida ganadera que se ubica en el municipio de Villa de Coss, Zacatecas.
La mejor de las suertes a todos los participantes de esta atractiva e interesante corrida, en especial al toricantano Manuel Gutiérrez, quien lleno de ilusión hoy comienza una nueva etapa en su profesión, en la cual en cada tarde confirma que: “La grandeza del toreo es la bella creación del arte, en donde se pone en juego la existencia de la vida sobre la muerte”. (pacovargas_@hotmail.com)