Víctor Fuentes
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Gobierno federal extinguió el fideicomiso del Fondo de Desastres Naturales (Fonden) y dejó sin recursos cientos de obras que en teoría recibirían “atención prioritaria e inmediata”.
Sólo en caminos rurales afectados por lluvias severas, inundaciones o sismos, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) solicitó mil 104.8 millones de pesos a la Secretaría de Hacienda para aportar el 50 por ciento del costo de la reconstrucción de 223 obras.
Sin embargo, mientras la SCT hizo la solicitud el 7 de julio con los expedientes aprobados de los caminos a reconstruir, 20 días después, el 27 de julio, las reglas generales del fideicomiso fueron abrogadas por decreto del Gobierno federal.
Ahora, el Gobierno federal tiene parados los pagos para esas 223 obras de reconstrucción de emergencia de caminos rurales afectados por 26 desastres naturales registrados entre agosto de 2018 y noviembre de 2020, es decir en cuatro meses del sexenio pasado y 24 del actual.
El Comité Técnico del fideicomiso ya había aprobado las obras para recibir recursos del Fonden en sus sesiones del 23 de abril, 23 de julio, 22 de octubre y 11 de diciembre de 2020, pero el fideicomiso fue eliminado y en 91 casos no había ni siquiera alguna constructora contratada.
En las 132 obras restantes ya hay contratos firmados durante 2021 y algún avance en los trabajos, pero las empresas no habían recibido un peso de recursos federales.
Lo anterior ha dejado a los gobiernos estatales con la carga de pagar con recursos propios, pues les toca financiar 50 por ciento de cada obra autorizada por el Fonden.
El fideicomiso del Fonden fue uno de los incluidos en la extinción generalizada de estos instrumentos, ordenada por el Presidente López Obrador y decretada por el Congreso en noviembre de 2020.
Esta reforma permitió al Fonden seguir asumiendo compromisos hasta el cierre de 2020, pero dio hasta el pasado 30 de junio para concentrar todos los recursos del fideicomiso en la Tesorería de la Federación (Tesofe), pues ahora, la atención a desastres será financiada con el Presupuesto de Egresos anual.
Hasta el cierre de marzo de 2021, el fideicomiso del Fonden aun contaba con 18 mil 139 millones de pesos, pero se desconoce el saldo final que se envió a la Tesofe.
Entre las afectaciones sin dinero hay 15 obras que son para reparar caminos y puentes afectados por inundaciones en 42 municipios de Veracruz, del 16 al 22 de octubre de 2018, mientras que otras 20 son para afectaciones a 71 municipios de Oaxaca, por lluvias severas del 19 al 21 de octubre del mismo año.
Además de las 223 obras sin avance, SCT también pidió a la SHCP 170 millones de pesos para terminar o finiquitar los pagos de otras 82 obras del Fonden, algunas de ellas por desastres de 2015 y 2016.
Los trabajos incluyen extracción de derrumbes, relleno de deslaves, reposición de material asfáltico, muros de contención, reconstrucción de puentes y gastos de supervisión externa de las obras, según detallo Francisco Chavoya Cárdenas, director general de Carreteras de SCT, en el oficio enviado a la SHCP.