Ayer por la noche, se suscitó un incendio debido a la explosión de artículos de pirotecnia que eran almacenados y vendidos de manera clandestina en una casa de la calle Rosa María Ramuset en el Fraccionamiento Rodolfo Landeros. Fueron los propios vecinos quienes reportaron el incidente a las autoridades y quienes colaboraron de primera instancia para sofocar el fuego. Atendieron la emergencia elementos de la Coordinación Municipal de Protección Civil y de la Secretaría de Seguridad Pública del gobierno capitalino. Solo se presentó una persona afectada por intoxicación, misma que no requirió ser trasladada a hospitalización. La propietaria del inmueble aceptó que se dedica a la venta de estos peligrosos productos en su hogar.