Diana Gante
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Tanto el Gobierno federal como la Comisión Federal de Electricidad (CFE) han prometido que no habrá nuevos apagones, pero poco han hecho para crecer las redes de transmisión, indispensables para el correcto funcionamiento del sistema eléctrico.
De acuerdo con el Programa de Desarrollo del Sistema Eléctrico Nacional (Prodesen) 2021-2035, desarrollado por la Secretaría de Energía (Sener), en 2018 las redes eléctricas de transmisión o alta tensión, tenían una longitud de 108 mil 19 kilómetros y para el cierre de 2020 creció a 109 mil 23 kilómetros.
Es decir, apenas han crecido 0.9 por ciento en lo que va de la Administración,
“La expansión de la red se ha llevado a cabo, considerando la magnitud y dispersión geográfica de la demanda, así como la ubicación de las centrales eléctricas.
“En el futuro, la construcción de las redes de transmisión se llevará a cabo para continuar atendiendo el suministro de energía eléctrica en el país y promover el aprovechamiento de los recursos energéticos del país, así como para garantizar los flujos de energía requeridos por el mercado eléctrico mayorista, considerando su rentabilidad económica y garantizar la confiabilidad del sistema eléctrico nacional”, refiere el documento.
El manejo y el incremento en la capacidad de las redes eléctricas es responsabilidad exclusiva del Estado y se realiza a través de la CFE.
Al respecto, Elie Villeda, especialista del sector eléctrico dijo que si no se desarrolla infraestructura de transmisión no es posible tener nuevos proyectos de generación eléctrica.
“Sin proyectos de transmisión no hay proyectos de generación y lo preocupante de todo esto es que hay más privados que ellos utilizaban los proyectos contemplados en el Prodesen, por lo que se anclaban de los planes y de los programas de expansión de la red que tenía ya la CFE programados y que el Cenace había instruido, pero si no se ejecutan nuevos proyectos no es posible tener generación nueva dentro del sistema.
“Lo más importante ahorita es que los ingenieros independientes que hicieron el dictamen sobre lo que sucedió en diciembre, justo ellos decían que hay necesidad de hacer crecer y de invertir en transmisión”, señaló Villeda.
La semana pasada, el dictamen que hicieron ingenieros independientes sobre el apagón del 28 de diciembre concluyeron que se tiene una red eléctrica débil y es indispensable fortalecerla para su correcto funcionamiento.